elaccitano.com

Todo sobre Guadix y comarca

El Aula Abentofail de Poesía y Pensamiento retoma el curso esta tarde con Antonio Gómez Rufo [Vídeos]

Aula Abentofail
Aula Abentofail

El Aula Abentofail de Poesía y Pensamiento lo tiene todo listo para retomar el curso

en este mes de septiembre, ofreciendo cada último viernes del mes un encuentro con autores de primera línea de las letras españolas. En esta ocasión el aula celebra su sesión número 111 con Antonio Gómez Rufo, quien compartirá con el público asistente una intervención que ha titulado “A vueltas con la novela histórica”. La cita es, como siempre, el último viernes del mes (el próximo día 26 de septiembre) a partir de las ocho de la tarde en el Patio del Ayuntamiento de Guadix.

Será una ocasión ideal para conocer de primera mano su trayectoria y su obra y para participar en el espacio de debate que se abre siempre al final del Aula de la mano de su director, el también escritor Antonio Enrique. Dirigida precisamente por Antonio Enrique y organizada desde el área de Cultura del consistorio accitano, el Aula es una de las citas consolidadas con la cultura de nuestra ciudad y todo un referente a nivel provincial y andaluz.

Más datos sobre Antnio Gómez Rufo
Nacido en Madrid en 1954, licenciado en Derecho por la Universidad Complutense, ejerció la abogacía durante un tiempo en el despacho de Raúl Morodo, simultaneando esta actividad con distintos trabajos en el mundo institucional de la cultura: asesor cultural del Partido Socialista Popular y asesor, asimismo, del gabinete técnico de la Dirección General de Cinematografía entre 1979 y 1983, director del Aula de Cultura del Ayuntamiento de Madrid en 1984 y director del Centro de la Villa de Madrid hasta 1987. Desde entonces su dedicación a la literatura ha sido exclusiva, produciendo una ingente obra literaria en los géneros de novela, relato, biografía, ensayo, teatro y guión cinematográfico (el film “París-Tombuctú” en colaboración con García Berlanga; la serie “Blasco Ibáñez, la novela de su vida” bajo la dirección del celebrado maestro, etc.), además de numerosos artículos de prensa.

Ha publicado hasta la fecha 21 novelas: El último goliardo (1984), Natalia (1988), El Carnaval perpetuo (1992), Aguas tranquilas, aguas profundas (1992), Crónica de nadie (1992), El club de los Osos Traviesos (1993), La leyenda del falso traidor (1994), El gato en el desván (1995), Las lágrimas de Henan (1996), Si tú supieras (1997), El desfile de la Victoria (1999; reeditada Balada triste en Madrid, 2006), El alma de los peces (2001), Los mares del miedo (2002), Adiós a los hombres (2004), El secreto del rey cautivo (2005), El señor de Cheshire (2006), La noche del tamarindo (2008), El manantial de los silencios (2010), La abadía de los crímenes (2011), La más bella historia de amor de Paula Cortázar (2012) y La camarera de Bach (2014). Seis libros de ensayo, otros seis de relatos y tres biografías completan en lo fundamental su obra literaria, parte de ella traducida al alemán, italiano, francés, holandés, portugués, polaco, griego, rumano y búlgaro.

En posesión de distintos galardones, como el premio de novela Fernando Lara, es en la actualidad miembro del Consejo de Cultura de la Comunidad de Madrid y de la Orden Literaria Francisco de Quevedo, además de desempeñar el cargo de vicepresidente de la Asociación Colegial de Escritores de España.

Un texto de Antonio Gómez Rufo

Eran las once horas y cuarenta y dos minutos de la mañana cuando la comitiva, al fin, se puso en movimiento. Abría camino el coche-guión, seguido por otro coche de la guardia personal de Franco. Tras ellos viajaba el del Introductor de embajadores y el vehículo del jefe de protocolo de Portugal, precediendo al del segundo jefe de la Casa de Su Excelencia y al de su equivalente portugués. Un espacio amplio en la comitiva separaba el grupo anterior del coche en el que habían subido el embajador de Portugal en Madrid y el de España en Lisboa y, un poco más atrás, el de las señoras de Franco y Craveiro, cada una asomada a una ventanilla y saludando con la mano, muy sonrientes, al público que se agolpaba a ambos lados del Paseo del Prado para verlos pasar. Finalmente, cerrando la marcha, viajaban el jefe del Estado español y el presidente de Portugal en un coche descubierto desde el que no dejaban de saludar mientras hablaban entre ellos de cosas que nadie pudo oír. Las fuerzas de la guarnición cubrían todo el recorrido, desde la glorieta de Carlos V al paseo de la Castellana en su cruce con la calle de Lista, y un escuadrón de motoristas flanqueaba la comitiva por delante, por detrás y por los lados.
-Espléndido día, mi general –comentó el portugués.
-No crea usted –cabeceó Franco-. Este sol es un peligro. Ya empieza a quemar la piel…
-En primavera, ya se sabe…

De El desfile de la Victoria, pág. 377

GABINETE DE PRENSA. AYUNTAMIENTO DE GUADIX.
15 de septiembre de 2014.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies